Carlos Garaicoa. El Palacio de las Tres Historias

Carlos Garaicoa. De la serie "Talking Buildings (La lógica de todo argumento creerse indiscutible)", 2011. Foto: Oak Taylor-Smith. Cortesía de la Fondazione Merz

La Fondazione Merz presenta la exposición individual del artista cubano Carlos Garaicoa, El Palacio de las Tres Historias, curada por Claudia Gioia. Un proyecto expositivo inédito a partir instalaciones site-specific de gran formato, fotografías y vídeo realizados específicamente para la exposición. El Palacio de las Tres Historias es la continuación de la investigación que desde hace años viene realizando el artista sobre la arquitectura de la ciudad como espacio ideal y como símbolo de proyectos que no han sido realizados. En esta ocasión el proyecto se centra en la ciudad de Turín

“Carlos Garaicoa observa las ciudades, la arquitectura y los sueños frustrados, los olvidados y los todavía realizables. La ciudad de La Habana fue el punto de partida de la investigación sobre los significados y las posibilidades de nuestra sociedad, Turín se convierte en una metáfora de la contemporaneidad a través de palabras, de imágenes, de la historia  de una utopía industrial, transformándose y convirtiéndose en algo que todavía necesita un ejercicio de comprensión”. Claudia Gioia.

Garaicoa se ha interesado por la ciudad de Turín, por su transformación económica, social y política que comenzó con la crisis de su industria y su impacto en el paisaje urbano. El artista se centra en los diferentes aspectos que caracterizan la ciudad: lo industrial, lo racionalista, y la recuperación de edificios abandonados llenos de posibilidades para una nueva sociedad.

La exposición comienza con una serie de prismas rotativos, que reúnen paneles publicitarios de los años 50 que coronaban la ciudad. Con esta obra el artista crea una interacción entre la historia y el futuro, realidad e invención insertando imágenes de Turín –fotografías tomadas de elementos de diseño urbano y social, que se alternan con palabras y fragmentos de frases en secuencias sincopadas– un guiño al cine y a la velocidad de la publicidad.

La instalación más extensa es El Palacio de las Tres Historias, una estructura de acero en dos alturas que dialoga con el edificio de la Fondazione Merz. Transformando la arquitectura interior y sugiriendo nuevos caminos y perspectivas, en la que el interior y el exterior se funden. Un edificio dentro del edificio, el palacio deconstruido que recuerda a las visiones utópicas del siglo XX y a la arquitectura que ha permanecido en el curso de la historia. La visionaria revisión de la arquitectura que realiza Garaicoa se sirve de vestigios y lugares para construir un nuevo espacio para la crítica y la magia, al mismo tiempo que se interesa por posibilidades inexploradas.

La exposición continúa con otras instalaciones, como  Campus o la Babel del Conocimiento, una maqueta de arquitectura de un campus universitario imaginario en un espacio mítico. El artista construye aquí un futuro imaginario, al mismo tiempo que evoca proyectos utópicos no realizados.

La exposición termina con un vídeo de animación, Abismo (2017), basado en las partituras de Quatuor pour la fin du temps, del compositor francés Olivier Messiaen, compuesto en un campo de concentración en 1941. El vídeo muestra dos manos aparentemente aisladas y anónimas que dirigen una sinfonía. Garaicoa ha tomado los gestos de las manos de discursos de Adolf Hitler. Retirando el movimiento de las manos de su contexto original, Garaicoa crea una narrativa histórica nueva, sirviéndose de la poesía y la música.

La exposición se acompaña de un catálogo en italiano e inglés, con textos de Claudia Gioia y del importante escritor cubano Leonardo Padura.

Texto procedente del dossier de prensa de la exposición.

Imágenes:

Enlaces de interés:

Zona de contacto

Deja un comentario