Vista de la instalación. Foto: Andrea Guermani. Cortesía de la Fondazione Merz

Zona de contacto

Deja un comentario