Ana Mendieta, El tiempo y la historia me recubren

Ana Mendieta, Volcán, 1979/1997. Foto © The Estate of Ana Mendieta Collection, LLC. Cortesía Galerie Lelong & Co.

Ana Mendieta es considerada una de las artistas más prolíficas e innovadoras de la posguerra. Las recientes exposiciones que se han realizado de su obra en Europa (Berlín, Londres, Praga, Salzburgo, Turín y Umeå) han puesto de manifiesto la fuerza de su visión artística y su influencia en las generaciones de artistas que la han seguido, una obra cuyo impacto en públicos de todas las edades y orígenes es innegable.

Durante su breve carrera, de 1971 a 1985, Ana Mendieta produce una obra excepcional: dibujos, instalaciones, performances, fotografías y esculturas, pero también películas. Siendo su trabajo cinematográfico menos conocido, conforma, sin embargo, un corpus de obras particularmente impresionante y prolífico: las 104 películas que realizó de 1971 a 1981 le confirieron el estatus de figura emblemática en el campo de las artes visuales multidisciplinarias, que surgió durante los años 70 y 80. A partir del resultado de nuevas investigaciones, la exposición del Jeu de Paume permite desplazar sus películas desde la periferia hacia el centro de su obra. La exposición se estructura en torno a los temas recurrentes en la obra de Ana Mendieta, la memoria, la historia, la cultura, el ritual y el transcurrir del tiempo, que a menudo son evocados a través de la relación del cuerpo y de la tierra. Las películas han sido principalmente grabadas en un medio ambiente natural, concediendo un lugar de privilegio a su interés por los cuatro elementos: tierra, agua, aire y fuego.

Ana Mendieta, Silueta del laberinto (Laberinth Blood Imprint), 1974. Film Super 8 © The Estate of Ana Mendieta Collection, LLC. COrtesía Galerie Lelong & Co.

Durante los años 70, Mendieta viajó a México casi todos los veranos, donde creó una importante cantidad de obras. La memoria y la historia son temas abordados en Silueta del Laberinto y Pirámide funeraria, dos películas realizadas en el verano de 1974 en Yágul, en las que Mendieta define su estética única, fusionando cuerpo y tierra en el antiguo entorno cultural simbolizado por este yacimiento. Además de estas películas, la exposición presenta Mirage (1974) y Untitled: Silueta Series (1978). La primera evoca un recuerdo personal y la historia de la separación de Mendieta de su familia en Cuba, a través de una doble narración que relaciona la relación madre-hija. La segunda muestra el interés de la artista por los aspectos rituales del arte y la transformación de la tierra en un espacio sagrado.

Cuatro de las películas presentadas son de una serie de dieciocho hechas entre 1972 y 1975, en las que la sangre es empleada como material artístico. En muchos se explora el cuerpo, la identidad, el sexo y la ritualidad. La película Sweating Bood es la única donde vemos un primer plano de la cara de Mendieta en cámara lenta. La exposición incluye una de las dos únicas películas del año 1974 en que muestra Mendieta dibuja eslóganes con letras de sangre: Blood Sign. La película Blood Inside Outside, producida en 1975, es un asombroso estudio psicológico sobre la autonomía y la vulnerabilidad.

Ana Mendieta, Corazón de roca con sangre, 1975. Film Super 8 © The Estate of Ana Mendieta Collection, LLC. Cortesía Galerie Lelong & Co.

Los temas de la tierra, el fuego y el árbol de la vida están representados en el Jeu de Paume a través de siete películas. Mendieta utilizó el fuego en treinta y ocho de sus proyectos. Birth (Gunpowder Works), de 1981, es una obra donde el barro seco y agrietado, así como la luz del paisaje de Iowa, producen el sueño de la magia y el poder del arte. También se presentan tres películas realizadas en 1979: Volcán, Untitled: Serie Silueta (No. 72) y Untitled: Serie Silueta (No. 73). En la primera, la artista utiliza la forma del volcán como metáfora de la tierra en tanto que fuente de consuelo y desintegración. En la segunda, una silueta arde en el interior de una especie de cueva cuya forma, esculpida por Mendieta, evoca su emblemática silueta. La tercera silueta en llamas de este grupo reúne en una misma forma abstracta los elementos constitutivos de la tierra, el cuerpo y el árbol.

El árbol de la vida es uno de sus temas predilectos, y está representado en el Jeu de Paume por un conjunto de tres películas. Untitled: Serie Silueta, 1978 (No. 62), muestra un árbol en un paisaje de Iowa; mientras que el árbol se quema, tres manos aparecen, como si fuera magia, y forman una silueta. Anima, Silueta de Cohetes (Firework Piece), que data de 1976, es una de sus obras más memorables de los años 70. Una silueta flotando verticalmente en el cielo nocturno de Oaxaca, en México, podría ser vista como un árbol de la vida que difunde su propia luz durante el tiempo que las llamas lo consumen. Energy Charge (1975), expresa una misteriosa sensibilidad gótica, ritualista, que combina performance, vídeo y cine 16 mm para encarnar el concepto del árbol de la vida.

Ana Mendieta, Creek, 1974. Film Super 8 © The Estate of Ana Mendieta Collection, LLC. Cortesía Galerie Lelong & Co.

Una serie de cinco películas ilustran la biografía personal, política y espiritual de Mendieta. Entre las 104 películas que realizó, el agua ocupa un lugar destacado en 19 películas y funciona como metáfora de la unidad espiritual. Creek (1974), rodada en la quebrada San Felipe, Oaxaca, es una obra de aparente simplicidad tanto en su composición como en la desintegración que opera en las estructuras narrativas tradicionales. En Silueta de Arena (1978), la silueta aparece en el lugar del cuerpo de la artista: encarna la idea del cuerpo, el agua habiendo pacientemente aplanado la superficie de la figura.

Las tres últimas películas de la exposición, todas ellas realizadas en 1981, forman una trilogía sobre las relaciones tejidas entre el desplazamiento, el retorno y la reconciliación. Esculturas Rupestres es un ciclo épico de figuras talladas por Mendieta en las paredes calizas de las Cuevas de Jaruco. Esta película es un recorrido en el tiempo real y metafórico que marca el regreso de Mendieta a Cuba y su relación con los mitos antiguos de las cuevas de Jaruco. Untitled se filma en las playas de Guanabo, no lejos de La Habana, donde la artista evoca la nostalgia de su tierra natal y el tiempo distendido de la separación. Ochún es un video realizado en una playa de Key Biscayne: orientada hacia Cuba, la figura de la silueta es atravesada por las ondas del agua que separan a la Florida de la isla de Cuba. Su título se refiere a una diosa de la santería cubana, Ochún, quien transforma el dolor de la separación en un poema sobrio hecho de colores, luz, movimiento y sonidos.

Traducción original de Lupita del comunicado de prensa institucional